¿Puedo reclamar la reparación de mi vehículo en caso de siniestro total?

//¿Puedo reclamar la reparación de mi vehículo en caso de siniestro total?

¿Puedo reclamar la reparación de mi vehículo en caso de siniestro total?

En un accidente, tu coche ha sufrido graves desperfectos y tu compañía te ha dicho que el coste de reparar tu vehículo es superior a su valor de mercado (valor venal) por tanto no te lo van a reparar y te tienes que conformar con que te indemnicen valor de matrícula.

Ante esta situación se nos pueden plantear dos supuestos:

Si has tenido un accidente y la culpa ha sido tuya y el vehículo esta a todo riesgo.

La mayoría de aseguradora, el 95% de las pólizas recogen cláusulas que establecen que si el coste de reparación es superior al valor venal del automóvil al del tiempo de suceder el siniestro, la aseguradora no asumirá la reparación del vehículo

No obstante, este tipo de cláusulas para ser validas deben de figurar destacadas de forma especial además de seguir el criterio de la Dirección General de Seguros.

Teniendo en cuenta el artículo 3 de la Ley de Contrato de Seguro, actúa restringiendo intensamente los derechos del asegurado, pues, partiendo de la primera estipulación acomodada a la naturaleza y finalidad propia del seguro concertado, en cuanto prevé que las reparaciones se tasarán con arreglo al valor real, se desvía para introducir o más bien “colar” la limitación del valor venal como tope máximo de la indemnización. Ha de distinguirse entre cláusulas destinadas a delimitar y concretar el riesgo, de aquéllas que restringen los derechos de los asegurados.

Si la culpa es del contrario y tú resultas perjudicado.

Cuando se trata de Responsabilidad Civil que sería el caso, los daños causados por un tercero, se tendrá derecho a ser indemnizado en su totalidad, conforme establece el artículo 1.902 del Código Civil: “el que por acción u omisión causa daño a otro, interviniendo culpa o negligencia, está obligado a reparar el daño causado”.

Llegado el caso, el único inconveniente que se nos presenta, es que debemos inicialmente asumir el pago de la reparación de los daños, para posteriormente reclamarlo vía judicial, en algunos casos se puede establecer un acuerdo amistoso con la compañía aseguradora, la cual verificará paso por paso la reparación del vehículo y así evitará los costosos gastos que supone el proceso jurídico.

Aunque existe jurisprudencia al respecto, en ambos casos, esto no garantiza que te acaben dando la razón, de todas maneras cado caso será único y llegado el momento deberá de estudiarse, para finalmente decidir que hacer en el mejor de los casos.

Por |2019-06-11T08:42:27+01:001 junio , 2016|Seguros|0 Comentarios

Sobre el Autor:

Mónica Reboleiro